Somos Eugenia y Alejandra

Conoce la papa
Posts Recientes
Please reload

Paula Olivares, "Cuando lo no planificado se convierte en tu mejor plan♡"

August 25, 2017

Conocí a Paula a través de las redes sociales, me llamó la atención su emprendimiento @pequenafabrica, donde con sus talentosas manos realiza timbres de goma y madera. 

 

Paula además de ser Emprendedora es Mamá Universitaria y Primeriza,cuando me contó su historia, me encantó y fue imposible no publicarla.

Aquí se las dejo con sus propias palabras:

 

"El año 2013 llegué a Antofagasta a estudiar Arquitectura. A mis 21 años, cursando el cuarto año de mi carrera, quede embarazada. Nunca voy a olvidar como fue darme cuenta de lo que estaba pasando y todas las sensaciones y emociones que sentí en ese minuto.

 

Decidí hacerme un test ya que llevaba varios días sintiéndome extraña, cuando vi los dos test positivos me tire al piso y ahí me quede mirando el techo por mucho tiempo, que con la noticia sentí fueron horas, lo siguiente era contarle a Sebastián (mi pololo).

 

Cuando le conté, sólo nos miramos y nos abrazamos, no fuimos capaces de decirnos nada por unos días y luego pudimos verbalizarlo. Después de esa conversación entendí que la vida es sabia, mi Emilia no puede tener mejor papá que el que tiene. Desde ese día me apoyo y acompaño en absolutamente todo. La noticia en su familia fue pura felicidad, pero en mi familia la noticia caía distinto. Ese miedo que todo papá tiene, los sueños y expectativas que ellos se habían hecho conmigo, la preocupación de que iba a pasar con mi carrera y todos los cambios que se vendrían con la llegada de un bebe.

 

Juntos enfrentamos cada etapa de este largo proceso desde el comienzo, como lo fue hablar con mis padres  y luego de eso, en adelante solo preocuparnos de llenar de amor al bebe que ya nos acompañaba para que creciera fuerte.

 

Es increíble como al sentir sus latidos por primera vez se enciende algo dentro de uno, ese amor verdadero, ciego y sin límites

 

MI EMBARAZO

 

Tuve un embarazo increíble, solo tuve nauseas los primeros meses. Disfrutamos a concho nos dedicamos a querernos, a conversar, sobre todo, nuestras historias de vida, las etapas ya vividas, aventuras y demases entre largas caminatas y días de playa.

Fuimos todo lo que pudimos a la playa durante el verano, Emilia es una beba playera desde la pancita.

Cada vez que teníamos ecografía nos enamorábamos aún más del bebe que venía en camino. 

 

MATERNIDAD Y ESTUDIOS

 

Siempre he creído que todo tiene un por qué, yo estaba un poco desencantada con lo que estaba estudiando, pero no porque no me gustara o no amara lo que hacía, era la frustración de no lograr hacer las cosas a la perfección o dentro de mis planes o mis tiempos, la presión que yo misma me imponía hizo que el que las cosas no resultaran como esperaba me frustrara demasiado hasta el punto en que las ganas y el interés se pierden.

Seguí en la Universidad hasta que llegó el momento de tomar mi prenatal, llegó en el momento preciso ya estaba muy cansada un poco adolorida. Recuerdo que partí el semestre como avión, pero los cambios en mi cuerpo, ánimo y preocupaciones pesaron al final.

 

Decidí congelar la Universidad, mi hija tiene sólo 2 meses y ambas nos necesitamos mucho. Quiero estar con ella estos meses, disfrutarla, protegerla, cuidarla y verla crecer, quiero poder estar a​​hí cuando haga algo nuevo, es una etapa que todos los adultos se quejan diciendo “pasa volando, crecen tan rápido”. No quiero arrepentirme a futuro por haber repartido mi atención y solo haberle dedicado un cincuenta por ciento.

Quiero y deseo de todo corazón llenarla de amor y buenos recuerdos para que así el día de mañana ella sea una gran personita, una niña feliz, que es lo más importante.

MI PARTO

 

No fue lo que yo quería o lo que soñé durante nueve meses, quería tener parto normal que sólo en caso de ser estrictamente necesario me practicaran una cesárea, pero a las 36 semanas las cosas cambiaron, tuve algunas complicaciones, me sometieron a una inducción a la que mi cuerpo no reaccionó y tuvimos que tener una cesárea.

 

 

 

LA LACTANCIA

 

Pienso que no existe acto más maravilloso y lleno de amor que amamantar. Cuando le di pecho por primera vez, fue mágico, se dio todo tan instintivamente, tan natural.

Disfruto la lactancia, es el minuto en que con mi pequeña nos miramos a los ojos, nos tomamos las manitos, nos acariciamos, es el momento de entregarnos amor, en un acto tan simple, tan puro y tan natural.

 

Siento que es importante hablar de AMAMANTAR a nuestros bebes en el espacio público, a veces me aterra leer comentarios en las redes sociales de que más o menos somos unas desvergonzadas, creo que tanta critica ha hecho que muchas mamás por practicidad dejen de dar pecho o simplemente no salgan (cosa que creo es lo peor, porque pasando tantas horas en casa al cuidado de tu bebe y así todos los días, viene como ese ahogo esas ganas de ver otras paredes otras caras).

 

Las salas de lactancia en los malls, son una vergüenza, es literalmente un pasillo encerrado con sillones, No entiendo qué es lo tan terrible que les genera ver a una mamá alimentando a su bebe, que les da hambre en cualquier minuto y una ya tiene esa respuesta inmediata y natural de sacar la pechuga jajaja. ¡Yo alimento a mi bebe donde me sienta cómoda!, le pongo una mantilla para los ofendidos, porque de verdad la gente pone caras. Es terrible, creo que se olvidaron de que ellos fueron bebes, que sus mamas también los alimentaron y les dieron pecho a donde las pilló el llanto de hambre.

 

No desvirtúen la lactancia no es que seamos exhibicionistas, ni que nos guste andar mostrando nuestro cuerpo, lo único que nos importa es alimentar a nuestros bebes calmar su llanto y que sienta que sus mamás están cuándo nos necesitan.

 

Como toda futura mamá primeriza tenia temor, creía que no lo iba hacer bien, pero decidí confiar en todas las enseñanzas de mi familia llena de mujeres y en ese instinto de madre que se activa a penas ves por primera vez a los ojos a tu bebe, ese cruce de miradas tan mágico. Hoy sólo tengo amor en mi corazón el sueño ya se fue, aunque a veces regresa jajaja, amor que esta multiplicado solo por ella.

 

MAMÁ EMPRENDEDORA

 

La idea de  mi emprendimiento Pequeña Fábrica  partió por mi interés por aprender cosas nuevas, fui a un taller, aprendí el arte de los timbres y de ahí no pare nunca más.

 

A pesar de haber sido madre, mi emprendimiento no ha parado, con los días he aprendido a conocer los tiempos de mi hija, y nos hemos ido acomodando. 

 

Al principio seguía el consejo de si ella duerme tú también aprovecha de dormir, pero ahora cada vez que se duerme corro a hacer todo lo que pueda, en especial mis timbres. Lo bueno de ser emprendedora es que tú puedes manejar tus tiempos y ahora con tanta red social puedes vender tus productos desde la comodidad de tu hogar. 

Lo paso bien haciendo timbres, es como una terapia, me distraigo, centro mi atención y le pongo toda mi dedicación y amor al timbre que estoy haciendo, así se disfruta. 

 

A LAS MAMITAS QUE QUIERAN EMPRENDER

 

Creo que siempre hay que ver en todo lo que podemos hacer una oportunidad para generar dinero, lo digo por experiencia.

He vendido de todo como por ejemplo ensaladas de fruta, alfajores, chocolates, ropa, libretas, aunque en ese entonces eran negocios que no tenían la importancia o la madurez que tiene mi pequeña fabrica.

No sientan miedo si quieren emprender, de a poquito se empieza, los primeros clientes siempre son la familia y amigos, y de ahí al mundo. Pasito a pasito el éxito recae completamente en el amor y dedicación que les pongan a las cosas.

 

Atrévanse!

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

  • Instagram - Black Circle
  • Facebook Black Round

TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS